Archivo de la etiqueta: Puigdemont

Espanya i Catalans ante el referéndum de autodeterminación

Puigdemont y Junqueras tras anunciar la convocatoria del referéndum de autodeterminación a celebrar el 1 de octubre de 2017.

El vicepresidente Junqueras y el  presidente Puigdemont han comparecido hoy ante los medios de comunicación para anunciar su intención de celebrar un referéndum de autodeterminación en la Comunidad Autónoma de Cataluña el próximo 1 de octubre. “¿Quiere que Cataluña sea un estado independiente en forma de república?” es la pregunta que el consejo del gobierno de la Generalitat ha acordado, en una reunión extraordinaria, plantear a los ciudadanos catalanes.

 

 

Mas y Homs con el resto de la comparsa ante la falla del 3%.

Acorralados por la corrupción y el desgobierno, Puigdemont y Junqueras han decidido saltarse a la torera la legalidad vigente y desacatar las sentencias de los Tribunales contrarias a sus intereses partidistas. En la presente situación, resulta oportuno recordar el Art. 9 de nuestra Constitución que declara solemnemente que “los ciudadanos y poderes públicos están sujetos a la Constitución y al resto del ordenamiento jurídico”.  Pues bien, uno de esos poderes públicos son las instituciones de la Generalitat de Catalunya.

Logo de la asociación Regeneración Democrática.

 

El movimiento cívico Espanya i Catalans (EiC) quiere manifestar su repulsa ante una decisión deliberadamente anticonstitucional que pone en riesgo la libertad, la concordia y la prosperidad que disfrutamos todos los ciudadanos españoles desde 1978, así como el normal funcionamiento de las instituciones de autogobierno de Cataluña. Por ello, nuestra asociación solicita al gobierno de España, a Las Cortes y a los Tribunales que adopten todas las iniciativas necesarias para asegurar el mantenimiento del orden constitucional, al tiempo que anuncia que volveremos a celebrar la Fiesta Nacional de España en la Plaza de Cataluña de Barcelona el próximo 12 de octubre. No nos amedrentarán con sus amenazas.

Fiesta Nacional de España, 12 de octubre de 2016 en Barcelona.

Deja un comentario

Archivado bajo Nacionalismo, Política nacional

El retablo de la corrupción de CDC

Artículo publicado en el diario Expansión el 21 de marzo de 2017

Millet y Montull en el banquillo. Ambos han confesado en la Audiencia de Barcelona que CDC recibía a través del Palau el 3 % de empresas a las que adjudicaba obras.

La semana pasada pudimos al fin escuchar las declaraciones de los tres saqueadores confesos del Palau de la Música en la vista oral que se está celebrando de Barcelona para decantar sus responsabilidades y las de los líderes de Convergencia Democràtica de Catalunya (CDC), el partido de Pujol, Mas y Puigdemont. Primero declaró el Sr. Millet, otrora poderoso amo del Consorci del Palau de la Música Catalana, la Fundació Orfeó Català-Palau de la Música y la Associació Orfeó Català; a continuación lo hizo el Sr. Montull, gerente del Consorci y mano derecha del Sr. Millet; y, finalmente, declaró la Sra. Montull, hija del Sr. Montull y directora financiera. No deja de ser paradójico que la vista se esté celebrando en la Ciudad de la Justicia, una de las obras adjudicadas por Pujol y Mas en las que Millet y el Palau actuaron, según reconocieron, como recaudadores del famoso 3% para CDC.

Millet recibiendo de Pujol la orden de Sant Jordi.

Caso Palau-CDC

Gemma Montull.

Los tres imputados coincidieron en confirmar el papel de intermediarios que Millet y el Palau desempeñaron entre empresas que, como Ferrovial, patrocinaban la institución musical, y CDC, y confirmaron las sospechas de que las burdas prácticas contables e irregularidades manifiestas constatadas en la gestión del Palau y sus fundaciones no pudieron perpetrarse sin la connivencia de los líderes convergentes. En mi artículo “Dos bobos muy listos… y sus cómplices nacionalistas” publicado el 23 de noviembre de 2009, ya apuntaba que “los Sres. Millet y Montull tuvieron también que contar con la complicidad de todos los responsables de las Consejerías de Cultura y Economía y Finanzas de la Generalitat que ignoraron las relevantes irregularidades que presentaban las cuentas del Consorci y de la Fundació y las salvedades y anomalías recogidas en las auditorías y los informes de la Sindicatura de Cuentas” que fueron elevados al gobierno que presidía Pujol y del que Mas era su primer consejero. Las declaraciones del Sr. Montull ante el juez instructor relatando cómo se hacían pagos en metálico a orquestas y comisionistas revelaban unas prácticas inconcebibles en una institución semipública.

El Sr. Vilajoana, responsable de la Consellería de Cultura cuando se produjeron los hechos comentó que las advertencias fueron ignoradas porque “la Fundación del Palau tenía resultados positivos”. Al Capone también. Y el todavía honorable president Pujol achacó todo a un “gran despiste” muy sospechoso, añadiría, porque “mientras los dirigentes de Convergencia Democrática de Cataluña (CDC) sufrían ‘un gran despiste’, la Fundación Trías Fargas recibía fondos de la Fundació Orfeó Català-Palau de la Música a cuenta de convenios de colaboración ficticios. Quizá Pujol organizaba cursos para los miembros del Orfeó  donde explicaba lo importante que era mantener la boca cerrada. Hoy sabemos que, además de los impostados convenios de colaboración, el Palau financiaba a CDC abonando facturas con gastos de campañas electorales y con la entrega de sobres con dinero que recogían el Sr. Torrent, tesorero de CDC fallecido en 2005, y el Sr. Osàcar, secretario personal de Mas (2000-2005) y tesorero de CDC y sus fundaciones Trias-Fargas y Cat-Dem desde 2005 hasta su imputación en 2011.

Mas abraza a su secretario personal (2000-2005) y tesorero de CDC (2005-2011), Daniel Osàcar, imputado por financiación ilegal de CDC, tras ganar las elecciones del 28N en 2010.

Turull, Homs y (Oriol) Pujol arropando a Osácar en dependencias del Parlament. Osácar fue consejero personal de Mas entre 2000 y 2005 y Tesorero de CDC desde 2005 a 2011.

Caso Pujol

No es éste el único frente judicial que tienen abierto los líderes de CDC. Está, en primer lugar, el proceso, todavía en fase de instrucción, contra la ‘famiglia’ Pujol al completo que ha ido creciendo desde que el padre desvelara en julio de 2014 que había mantenido una fortuna oculta al fisco en paraísos fiscales durante 34 años, y ha acabado con la imputación de todos los miembros del clan familiar, incluida la madre guardiana de las esencias de la catalanidad. La Fiscalía Anticorrupción imputa al primogénito, Jordi Pujol Ferrusola, constituir una organización criminal para delinquir y blanquear dinero. Resulta también paradójico que el hombre que vació Banca Catalana pero logró salir indemne envolviéndose en la bandera cuatribarrada haya acabado su vida política engullido por el fango de la corrupción estrellada.

Pujol abroncando a los diputados en su comparecencia en el Parlament en la que se negó a aclarar el origen de los fondos que mantuvo en paraísos fiscales durante 34 años.

El vals de Mas con Pujol en el último congreso de CDC, antes de la caída del padre fundador.

Pujol fue el mentor político y el hombre que pasó a Mas las claves de acceso al poder convergente hace unos años. Primero, lo puso al frente de la consejería de Política Territorial (1995-1997), encargada de decidir las adjudicaciones de obras públicas; más tarde, premió su buen hacer entregándole la consejería de Economía (1997-2001); y, por último, lo nombró primer Consejero en el último gobierno presidido por Pujol (2001-2003). Las declaraciones de Millet y Montull que implican a los tesoreros Torrent y Osàcar ponen de manifiesto que Mas ha mentido a los catalanes al negar repetidamente que su partido se financió exigiendo a las empresas la comisión del 3% que ya el president Maragall denunció en el Parlament de Cataluña en 2005.

Caso Vendrell

Viloca, tesorero de CDC y la fundación CAT-Dem, detenido por agentes de la Guardia Civil.

¿Qué ha ocurrido en los últimos años? ¿Rectificó CDC después de destaparse el caso Palau-CDC en julio de 2009? La causa que se está instruyendo en los juzgados del Vendrell a instancias de una denuncia realizada por una concejal de Esquerra Republicana de Catalunya en el Ayuntamiento de Torredembarra indica que el partido de Mas y Puigdemont siguió empleando las mismas prácticas ilícitas para financiarse tras ganar las elecciones autonómicas en 2010 y acceder de nuevo al gobierno de la Generalitat. La instrucción de esta causa ya ha producido la detención en dos ocasiones de Viloca, el tesorero de CDC que sustituyó a Osàcar tras su imputación en 2011. En los registros efectuados en la sede del partido se requisó abundante documentación, incluidos restos de documentos triturados que han podido reconstruirse y demuestran que altos responsables del partido de Mas se reunieron con directivos de empresas para negociar comisiones destinadas a financiar a CDC rebautizada como PDE-Cat.

Mas con Gordó, consejero de Justicia de Mas.

Según informaciones publicadas, la Fiscalía Anticorrupción considera que Gordó, consejero de Justicia de Mas, actuó como ‘conseguidor o recaudador’. En concreto, están bajo sospecha diversas obras adjudicadas por el Consorcio de Educación, trabajos en un dique en el Puerto de Barcelona, la mejora de la carretera C-55, la remodelación de la plaza de les Glòries cuando Trias era alcalde de Barcelona y la construcción de un instituto en Manresa. La Fiscalía investiga también la relación de Puigdemont con el empresario Bassols y la trama del 3% cuando era alcalde de Gerona.

Puigdemont, alcalde de Gerona, en su época de ‘recaudador’ con el empresario Bassols ‘fem país’ en el Camp Nou.

Retablo mayor

Mas y Homs con el resto de la comparsa ante la falla del 3%.

Estos tres casos judiciales conforman el retablo mayor de la Corrupción que tallaron los maestros Pujol y Mas en el taller de CDC con sus ayudantes (Torrents, Osàcar, Viloca, Millet, Montull, etc.), aprendices (Puigdemont, Gordó, etc.) y patrocinadores (empresarios y directivos). Una vez descorrida la tela que lo ocultaba, hemos visto a los dirigentes convergentes con las manos en la masa. A Pujol, Mas, Homs y Puigdemont no les queda otra que desacreditar el sistema judicial español con toda clase de aspavientos y declaraciones extemporáneas sobre la calidad de nuestra democracia y convencer a ERC y CUP de la necesidad de proclamar la república catalana a cambio de impunidad para los suyos. La CUP les apoyará una vez más, y Junqueras y ERC tendrán que sopesar si se tiran al monte en tan dudosa compañía o exigen a Puigdemont convocar elecciones para recoger la cosecha.

Fernández, alias ‘sandalia voladora’, rabioso e incorruptible antisistema y anticapitalista de la CUP-CC, arrodillado ante Mas, alias ‘mentón altivo’.

Puigdemont y Gabriel (CUP-CD) celebrando su acuerdo para constituir una república independiente saltándose el orden constitucional.

Deja un comentario

Archivado bajo Nacionalismo, Política nacional

Petición de disolución del Parlament y convocatoria de elecciones autonómicas en Cataluña

Intervención del president Puigdemont ante la asamblea de la AMI con la bandera estrellada presidiendo el acto.

La situación política ha alcanzado un punto crítico en la Comunidad Autónoma de Cataluña. Desde que se puso al frente del gobierno de la Generalitat el 10 de enero de 2016, Carles Puigdemont Casamajó gobierna exclusivamente para 1.957.348 catalanes, el 36,83% del censo que respaldó a Junts pel Sí y CUP-CC en las elecciones autonómicas el 27 de septiembre de 2015, ignorando la voluntad de 3,3 millones de catalanes que dieron la espalda a esas opciones. Durante estos catorce meses, su gobierno y las dos formaciones parlamentarias que lo apoyan en el Parlament están promoviendo activamente el proceso de secesión aprobando resoluciones que han sido anuladas por el Tribunal Constitucional. Ahora pretenden modificar el reglamento de la Cámara para aprobar de improviso, en lectura única, la proposición de ‘ley de transitoriedad jurídica’ cuyo contenido se oculta a la oposición que no podrá enmendarla. De dicha ‘ley’ sólo se conoce que declara en su primer artículo constituida la república independiente de Cataluña y convoca un referéndum para validar la declaración.

Mas y Puigdemont en la conferencia de prensa en el Palau de la Generalitat al finalizar el juicio a Mas el 10 de febrero de 2017.

Constatada la incapacidad del Sr. Puigdemont para gobernar para todos los catalanes, su manifiesto y reiterado desprecio al orden constitucional y a las sentencias de los Tribunales, y la inseguridad política y jurídica en que nos puede sumir la inminente proclamación de la república en Cataluña, solicito tu firma para exigir la disolución del Parlament y la convocatoria de elecciones autonómicas:

https://www.change.org/p/ciudadanos-espa%C3%B1oles-pedir-la-disoluci%C3%B3n-del-parlament-y-la-convocatoria-de-elecciones-auton%C3%B3micas-en-catalu%C3%B1a/share_for_starters?just_created=true

Gracias anticipadas por tu apoyo.

 

Deja un comentario

Archivado bajo Nacionalismo, Política nacional, Uncategorized

Puigdemont: un presidente sectario y antidemocrático

Puigdemont con su gobierno de los peores.

No creo equivocarme al afirmar que Puigdemont nunca ha sido el presidente de los catalanes, aunque haya presidido el gobierno de la Generalitat de Cataluña desde el 10 de enero de 2016.  Ni tampoco creo errar si les digo que el hasta entonces alcalde de Gerona y presidente de la Associació de Municipis per l’Independencia (AMI) tampoco lo ha intentado. Serlo estaba fuera de sus coordenadas sentimentales y políticas. Apareció inesperadamente en el último minuto, cuando ya expiraba el plazo de dos meses tras la investidura fallida de Mas el 10 de noviembre de 2015, y Mas lo designó para sustituirle sin tiempo de comprarse un traje nuevo y pasar por la peluquería para arreglarse el flequillo.

Mas, con la sonrisa algo forzada, da una palmadita a Puigdemont tras decidir que le sustituiría al frente del gobierno de la Generalitat.

 

Puigdemont en el debate de investidura el 10 de enero de 2016.

Aunque su discurso de investidura no pasará a los anales de la retórica parlamentaria, su Plan de Gobierno dejó meridianamente claro que pretendía “comenzar a caminar a la luz de lo que ya aprobamos en la declaración del 9 de noviembre: iniciar el proceso para constituir un estado independiente en Cataluña”. Más adelante, concretó su compromiso estableciendo como primera prioridad del gobierno “la elaboración y el compromiso de elaboración de los marcos legales relativos al proceso constituyente. Ésta es la faena con mayúscula. Tenemos la obligación de dar cumplimiento al mandato parlamentario, porque está aprobado, y porque es la voluntad de este Parlamento y porque es la voluntad de la ciudadanía, y no podemos mirar hacia otro lado”. Puigdemont finalizó su arenga reafirmando su compromiso con “la declaración del Parlamento de Cataluña, del 9 de noviembre, abría el proceso constituyente y ahora ya no podemos dejar de recorrerlo, porque espero que al final de esta sesión tengamos ya los instrumentos para poderlo poner en práctica”, y concluyó manifestando que se dejaría la piel “para culminar el proceso iniciado hace unos años con grandes movilizaciones… Seguramente es el tramo más complejo e incierto de todos los que hemos recorrido, con éxito hasta hoy. Éste también lo culminaremos con éxito”.

Puigdemont con Juncker, Merkel y Hollande en su última visita al Parlament europeo.

La diputada Gabriel durante su intervención en la sesión de investidura de Puigdemont el 10 de enero de 2016.

Me he detenido en las citas anteriores porque revelan las intenciones del hombre que Mas eligió para sustituirle y la CUP-CC aceptó investirlo presidente del gobierno de la Generalitat. Puigdemont nunca tuvo intención de gobernar para los 7,5 millones de españoles que residimos en Cataluña sino de hacerlo exclusivamente para aquellos catalanes que respaldaron a las dos coaliciones electorales, Junts pel Sí (JxS) y CUP-CC, que concurrieron con un programa declaradamente independentista a las elecciones autonómicas del 27 de septiembre de 2015. Los resultados que obtuvieron ambas formaciones el 27-S, JxS 1.620.973 votos y 62 diputados y CUP-CC 336.375 votos y 10 diputados, suponen el 47,74% de los votos no nulos contabilizados y el 36,83% del censo electoral, cifras similares a las de quienes votaron a favor de crear un estado independiente en la consulta que Mas y Homs y las asociaciones independentistas ANC, Omnium Cultural y AMI organizaron el 9 de noviembre de 2014.

Puigdemont con Sánchez, presidente de la ANC, y Cuixart, presidente de OC, preparando del 11 de septiembre, a modo de prólogo de su golpe de Estado.

Los candidatos de Junts pel Sí.

Los resultados electorales del 27-S invalidan el mantra tantas veces repetido por Puigdemont y el resto de líderes secesionistas de que les avala el  ‘pueblo’ de Cataluña. Con lo que sí cuentan es con una ajustada mayoría (72 diputados de 135) en el Parlament que les permite aprobar resoluciones como la I/XI de inicio del proceso constituyente, o cambiar el reglamento de la Cámara para aprobar las llamadas leyes de desconexión sin conceder a los 63 diputados de la oposición, representantes del 52,26% de los votantes, la posibilidad de conocerlas, discutirlas y enmendarlas. Así es como entienden Puigdemont y Junqueras la ‘democracia’ republicana. Pese al tiempo que nos hacen perder ocupándonos de sus continuos cambios en la ‘hoja de ruta’ y sus últimas ocurrencias, los demócratas tenemos que estar agradecidos a Puigdemont y Junqueras porque estos meses al frente del gobierno de Cataluña nos han permitido hacernos una idea cabal de su sectarismo ideológico, su interpretación tramposa de la democracia y la inseguridad jurídica y política que conlleva el proceso secesionista.

Puigdemont acompañando a Mas, Ortega y Rigau al Tribunal Superior de Justicia de Cataluña.

Puigdemont y Gabriel celebrando alguno de sus pactos golpistas.

 

Deja un comentario

Archivado bajo Nacionalismo, Política nacional

Puigdemont ante la AMI

puigdemont-en-la-asamblea-general-de-la-ami-030317

Puigdemont, arengando a la asamblea general de la AMI el 3 de marzo de 2017.

Puigdemont, el primer presidente de la AMI, no podía faltar a la asamblea general de la Associació de Municipis per l’Independencia (AMI) y allí se ha presentado para decirles a los cargos electos, como si fuera el nuevo caudillo de Cataluña, “sé que estáis preparados”. Para subir la moral e insuflar los ánimos a las tropas allí congregadas, Puigdemont confirmó que “estamos a sólo unos meses de la razón por la que se consitutuyó la Asociación de Municipios por la Independencia”.  Tranquilos, vino a decirles, ya falta poco para que se consume el golpe de Estado y podamos celebrar la independencia con cava.

mas-ortega-y-rigau-a-la-puerta-del-tsjc-060217

Los alcaldes de la AMI blandiendo las varas de mando ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña.

Que nadie diga luego que desconocía la densidad del caldo que está borboteando en las cocinas de los Ayuntamientos de Cataluña. Un Estado que se precie no puede ignorar las actividades conspirativas de los representantes muncipales ni permitir que el dinero aportado por los sufridos contribuyentes a los Ayuntamientos se derive a financiar una asociación, como la AMI, cuyo principal objetivo es destruir el propio Estado que la cobija. No piensen que exagero. El primer objetivo de la esta organización, según aparece en su página de internet (http://www.municipisindependencia.cat/que-es-ami/objectius/) es “compartir ideas, iniciativas (legales o cívicas), experiencias, información, herramientas de gestión y todo aquello que pueda ser útil para llevar al pueblo de Cataluña hacia la independencia para lograr las competencias muncipales plenas” .

Puigdemont durante su presidencia de la Asociación de Municipios Indepedencia.

Puigdemont, primer presidente de la Asociación de Municipios por la Indepedencia.

El siguiente resumen estadístico, hecho por la propia AMI, pone de manifiesto la situación límite a que ha llegdo el movimiento municipalista en Cataluña. Están integrados en la AMI 787 Ayuntamientos, 36 consejos comarcales, las 4 Diputaciones, 9 Entidades Municipales Descentralizadas (EMD) y el Consorcio de Lluçanès. De los municipios adheridos, el 49% de las alcaldías las ocupan miembros de CiU; 31% de ERC; 9% listas de independientes; 6% del PSC; 2% de la CUP; 2% de ICV y 1% de MÉS. Me pregunto si Iceta y el PSC tienen algo que decir al respecto. Y, ¿el PSOE?

Mas reune a los alcaldes pro consulta antes del 9N en Barcelona.

Mas reune a los alcaldes pro consulta antes del 9N en Barcelona.

En nuestro Estado social y democrático de Derecho, los ciudadanos y los poderes públicos están sujetos a la Constitución y al resto del ordenamiento jurídico y las instituciones centrales del Estado tienen que plantar cara a la AMI sin demora y dejarla fuera de juego, como en su día dejaron fuera de la ley al movimiento batasuno.

Deja un comentario

Archivado bajo Nacionalismo, Política nacional

Mas: atrapado en su propia red

Artículo publicado en el diario Expansión el 21 de febrero de 2017.

GRA00. BARCELONA, 06/02/2017.- El expresidente catalán Artur Mas junto a las exconselleras Joana Ortega (i) e Irene Rigau (d), en la sala del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña donde serán juzgados por los delitos de desobediencia grave y prevaricación al mantener la consulta del 9N pese a que el Tribunal Constitucional la había suspendido cinco días antes. EFE/Alberto Estévez ***POOL***

Artur Mas sentado en el banquillo y flanqueado por las ex-consejeras Ortega y Rigau al inicio del juicio en la sede del TSJC.

Las comparecencias de Mas, Ortega y Rigau ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) nos han permitido ver al astuto ex-presidente y a sus dóciles consejeras revolverse incómodos en el banquillo de los acusados, atrapados en la propia red que ellos mismos tejieron para engañar al Estado y sortear al Tribunal Constitucional (TC), a cuenta de la consulta que organizaron, financiaron y celebraron el 9 de noviembre de 2014. El TSJC los ha juzgado no por ser demócratas, como ellos hipócritamente aducen, sino precisamente por todo lo contrario: por invadir competencias de otras instituciones e ignorar la división de poderes del Estado social y democrático que es España.

Sede del Tribunal Constitucional.

Sede del Tribunal Constitucional.

De nada les ha servido a Mas y a sus consejeras alegar ignorancia ante un mandato del TC tan claro e inteligible que podría haber interpretado el conserje más humilde del Palau de la Generalitat: “suspender los actos impugnados […] así como las restantes actuaciones de preparación de dicha consulta o vinculadas a ella”, a partir del momento (31 de octubre de 2014) en que se interpuso el recurso del Gobierno. Como señaló el fiscal Ulled en sus conclusiones de haber tenido oportunidad de interrogar a Mas le habría preguntado “¿qué es lo que no entiende?”. Al parecer fue Homs quien, según confesó en la vista, les aseguró que no existía impedimento legal alguno para celebrar la consulta. Nadie, Sr. Homs, puede creer que usted no comprendiera un mandato tan claro –suspender– y rotundo –los actos impugnados y restantes actuaciones– como el del TC.

Homs actuando como voluntario en una de las mesas de votación el 9-N.

El consejero Homs actuando como voluntario en una de las mesas de votación el 9-N.

Mentir, mentir, mentir

mas-con-ortega-y-rigua-9nsomtots

Mas con Ortega y Rigau en la conferencia de prensa qe dieron en vísperas del juicio en el Museo de Historia. Pues no, Sr. Mas, por mucho que se empeñe ni la mayoría de los catalanes son tan mentirosos como usted ni participaron en el 9-N.

Ésa parece haber sido la consigna de la defensa a los inculpados que se han negado a responder al Ministerio Fiscal –Homs en un acto más de cinismo se quejó de que el fiscal no lo interrogara a sabiendas de que no podía hacerlo por su condición de aforado–, así como a las acusaciones particulares y testigos. Todo estaba ya decidido –esgrimen– antes de pronunciarse el TC y la consulta quedó en manos de voluntarios a partir del pronunciamiento. Una excusa inverosímil y absurda. ¿Quién impidió a Mas, Homs y Ortega ordenar que se desconectara la página de Internet de la consulta en cuanto tuvieron conocimiento de la suspensión del TC? ¿Por qué no comunicaron a los ‘voluntarios’ que la consulta se suspendía? ¿Por qué siguieron adelante con el plan y entregaron ordenadores, urnas y papeletas, adquiridos con dinero público, a ‘voluntarios no identificados’ (VNI) con los que el gobierno de la Generalitat no mantenía relación alguna? ¿Qué impidió a Mas y Rigau cursar una orden desde los Servicios Territoriales de la consejería de Educación instruyendo a directores de Colegios e Institutos que no entregaran las llaves de los centros a VNI? Al parecer, ordenadores, urnas, papeletas y llaves descendieron desde el cielo sin intervención del gobierno de Mas, y fueron milagrosamente a parar a manos de los VNI que ocuparon, desde el alba hasta bien entrada la noche, cientos de centros del Estado.

Mas, Ortega y Rigau burlándose de los jueces antes del inicio de la vista el 4 de febrero de 2017 en el Museo de Historia.

Mas, Ortega y Rigau burlándose una vez más del Estado en el Museo de Historia de Cataluña el 4 de febrero de 2017. En la instántanea, los tres líderes reafirman su determinación de votar empleando una de las urnas del 9-N depositada en la sede del Museo de Historia de Cataluña.

Fin del paseo triunfal

mas-ortega-y-rigau-a-la-puerta-del-tsjc-060217

Mas , Ortega y Rigau arropados por los alcaldes de la Asociación de Municipios por la Independencia (AMI), cuyo primer presidente fue Puigdemont, esgrimiendo sus varas de mando ante la sede del TSJC.

El paseo de los encausados desde el Palau hasta la sede del TSJC el 6 de febrero, lo encabezaron el presidente Puigdemont y Forcadell, la presidenta del Parlament, con el vicepresidente Junqueras en segunda fila. La llamada de la consejera Borràs a los 161.000 empleados de la Generalitat para que pidieran día libre por ‘asuntos propios’ no tuvo éxito y las organizaciones independentistas, para evitar el fiasco, fletaron 160 autocares con jubilados deseosos de pasar un día en la capital. La Plaza de San Jaime estaba semivacía cuando la comitiva inició su paseo triunfal y se calcula que unos 16.000 afectos al régimen respaldaron la movilización organizada por la ANC, Omium y la AMI, una cifra muy alejada de los 40.000 ‘inscritos’.

mas-ortega-y-rigau-plaza-de-san-jaime-semivacia

La Plaza de San Jaime semivacía en el esperado momento de la salida de Mas del Palau del gobierno de la Generalitat para dirigirse a la sede del TSJC.

Mas, exultante, anuncia los resultados de la consulta-farsa del 9-N y pide celebrar un 'referéndum' definitivo.

Mas, exultante, anuncia los resultados de la consulta-farsa del 9-N junto a Ortega y pide celebrar un ‘referéndum’ definitivo.

De nada les sirvió. Atrapado por el Estado de Derecho con la democracia entre sus mandíbulas, el taimado zorro intentó una última pirueta en su alegato final: mi intención –dijo Mas al Tribunal– “no era desobedecer, sino plantar cara al Gobierno”, y afirmó no comprender por qué “fortalecer la democracia puede ser considerado un delito”. Quizá su fiel escudero Homs aclare ante el Supremo por qué saltarse la Constitución y las providencias del TC fortalece la democracia. Al primer premio en el concurso de disparates opta también la advertencia que hizo Puigdemont a Rajoy en la conferencia de prensa que ofreció junto a Mas en el Palau al finalizar la vista: “aún está a tiempo de rectificar”, le dijo al presidente de España, como si estuviera en su mano facilitar al gobierno de la Generalitat el saltarse la Ley. La respuesta de Rajoy no se hizo esperar: “no comerciaremos con la soberanía nacional”.

Mas y Puigdemont en la conferencia de prensa en el Palau de la Generalitat al finalizar el juicio el 10 de febrero de 2017.

Mas y Puigdemont en la conferencia de prensa conjunta que ofrecieron en el Palau del gobierno de la Generalitat al finalizar la vista oral del juicio el 10 de febrero de 2017.

Mas, Ortega y Rigua saliendo de la sede del TSJC al finalizar el juicio el 10 de febrero de 2017.

Mas, Ortega y Rigua saliendo de la sede del TSJC al finalizar el juicio el 10 de febrero de 2017, más solos que la una.

A Mas se le acaba la gasolina y buena prueba de ello es que los tres líderes convergentes abandonaron la sede del TSJC al concluir la vista más solos que la una. La errática trayectoria política de Mas ha acabado en otro sonado fracaso, y CDC –rebautizada PDE-Cat para difuminar las densas sombras de corrupción que pesan sobre sus líderes– tiene las horas contadas. A Puigdemont y a lo que queda de CDC sólo les resta acelerar la ruptura para salvar la cara y convocar, como exige la CUP, un referéndum unilateral en primavera. El gobierno de España ya ha advertido que no lo permitirá y Junqueras y ERC tendrán que decidir en las próximas semanas si se dejan arrastrar a un enfrentamiento que pondría en riesgo la Autonomía de Cataluña o prefieren ganar tiempo y obligan a Puigdemont a convocar elecciones anticipadas.

puigdemont-y-gabriel-celebrando-su-pacto

Gabriel (CUP) y Puigdemont con caras de complicidad sellando el pacto secreto para dar un golpe de Estado. Alguno saldrá escaldado.

En ambos escenarios, la tarea del gobierno de España y los verdaderos demócratas será hacer pedagogía. Hay que explicar a los catalanes las ventajas de mantener y perfeccionar el Estado social y democrático que garantiza derechos y libertades individuales, el autogobierno de Cataluña y una razonable división de competencias y poderes entre sus instituciones. Y advertirles también de los graves riesgos que entraña seguir adelante con el plan de constituir “un estado catalán independiente en forma de república”. Tajani, presidente del Parlamento europeo, ya avisó hace unos días que la Constitución de un Estado miembro “forma parte del marco legal europeo”, y que una declaración de independencia “nunca podrá ser reconocida en la UE”. Pocos catalanes están dispuestos a respaldar un golpe de estado que podría acarrear la suspensión de la autonomía si, como es probable, fracasa, o que los dejaría fuera de la UE en el improbable caso de que triunfara.

Spanish Prime Minister Mariano Rajoy R talks with European Parliament new President Antonio Tajani during their meeting at La Moncloa palace in Madrid on February 10 2017 AFP PHOTO GERARD JULIEN

Rajoy con el presidente del Parlamento de la UE en La Moncloa.

Deja un comentario

Archivado bajo Nacionalismo, Política nacional

La república monstruosa de ‘PuigCupqueras’

Artículo publicado en el diario Expansión el 1 de febrero de 2017

Algunos menores entre las comparsas que abarrotaron la sala del Parlamento europeo.

Algunos menores entre las comparsas que abarrotaron la sala del Parlamento europeo.

La visita de Puigdemont y Junqueras al Parlamento de la UE  el 24 de enero fue un acto más de autobombo y propaganda a los que nos tiene acostumbrados el gobierno de la Generalitat, con un coste en esta ocasión para los contribuyentes españoles de 127.000 €. (Apúntenlo a la cuenta del FLA, gracias.) Entre las fotos inolvidables que dejó la velada, sobresale la instantánea donde aparece un ciudadano con atuendo oriental y tez algo oscura que bien podría ser el mismísimo Rey Baltasar –en realidad, se trataba del portavoz del Movimiento Nacional de Liberación de Azawad, una región que declaró la independencia de Mali en 2012 y ningún Estado ha reconocido todavía–.  Que hayan buscado tan esperpéntica compañía para reclamar el apoyo de las instituciones europeas a su plan de realizar un referéndum ilegal en 2017 constituye una clara indicación de que, a pesar de su edad, Puigdemont y Junqueras siguen creyendo en los Reyes Magos.

calafell-por-la-independencia

Ciudadanos de Calafell en Bruselas con el rey Baltasar mostrando cartelitos a favor de la  independencia con la bandera estrellada.

Una república…

puigdemont-en-bruselas-con-el-rey-baltasar

Puigdemont departiendo en Bruselas con el representante del movimiento nacional de liberación de Azawad. Tiene asegurada ya el reconocimieno de su república por el citado MNLA.

Dejando a un lado la perplejidad natural que suscita ver al presidente de la CA de Cataluña plantarse con sus comparsas en Bruselas para reafirmar su inquebrantable voluntad de incumplir las normas que lo legitiman en su cargo, quería aprovechar las reacciones que ha producido el viaje de Puigdemont y Junqueras para dilucidar si detrás de la resolución I/XI que “declara solemnemente el inicio del proceso de constitución de un estado catalán independiente en forma de república”, presentada por los grupos parlamentarios Junts pel Sí y CUP  y aprobada con sus 72 votos en el Parlament el 9 de noviembre de 2015, hay un acuerdo serio entre las tres fuerzas políticas para ejecutarlo, o estamos, una vez más, ante una estratagema electoralista de CDC y ERC.

urull CDC), Baños (CUP) y Romeva presentando las enmiendas a la resolución del inicio de la independencia, 6 de noviembre 2015

Turull (CDC), Baños (CUP) y Romeva presentando las enmiendas a la resolución I/XI de inicio del proceso de independencia el 6 de noviembre 2015.

Las reacciones de sus socios al discurso de Puigdemont en Bruselas demuestran que no hay ningún proyecto político de calado detrás de la famosa resolución parlamentaria. Aunque el todavía ‘president’ reiteró ante la claque congregada para tan solemne ocasión que su gobierno realizará el referéndum de independencia en 2017, dejó también bastante claro que su plan de secesión contempla “poder actuar como un país independiente integrado en la Unión Europea y la comunidad internacional desde el primer día” y advirtió que el plan sólo podrá culminarse con éxito si cuenta con el apoyo de las instituciones europeas a las que reclamó con insistencia no mirar hacia otra parte.

puigdemont-con-junqueras-y-romeva-en-bruselas

Por cierto, ¿dónde está la bandera estrellada? La europea creo que no la llevaron ellos sino que preside la sala del Parlamento europeo.

Las declaraciones de Puigdemont no sólo provocaron el desprecio lógico de los ‘cuperos’, un amasijo de células locales que aspiran a que la nueva república no forme parte de la UE ni del euro, sino incluso entre los dirigentes de ERC que por razones tácticas y estratégicas consideran inaceptable supeditar la independencia de los catalanes al visto bueno de Bruselas. Para ellos, Cataluña debe seguir adelante con el proceso,  proclamar sin más dilaciones la república y buscar luego el reconocimiento de las instituciones europeas que –piensan– acabarán aceptando los hechos consumados.

Puigdemont durante su presidencia de la Asociación de Municipios Indepedencia.

Puigdemont durante su presidencia de la Asociación de Municipios por la Indepedencia.

Estamos ante diferencias esenciales en la concepción del proceso secesionista entre las tres formaciones cuyas consecuencias sociales, políticas, y económicas serían también muy distintas para los catalanes: Puigdemont y CDC consideran inviable constituir una república independiente a menos que esté en la UE desde el primer día; Junqueras y ERC están dispuestos a correr el riesgo de que Cataluña quede fuera de la UE durante años, sin importarles la fractura social y la ruina económica que resultaría; y la formación anticapitalista y antisistema CUP quiere una república popular fuera de la UE y la eurozona. Los catalanes que avalaron con sus votos a la coalición JxS en las últimas elecciones autonómicas y todos aquellos que respaldan todavía el proceso ignoran estas diferencias cruciales y sus implicaciones. Es hora de que sepan que no hay un único proyecto de república catalana sino tres proyectos incompatibles entre sí.

para los ‘Països Catalans’…

Territorio de los inexistentes Països Catalans donde la CUP y ERC desarrollan su actividad política.

Territorio de los inexistentes Països Catalans donde la CUP y ERC desarrollan su actividad política y para los que reclaman el derecho de autodeterminación.

Las diferencias entre las repúblicas de CDC, ERC y CUP no se circunscriben exclusivamente a su inserción en la UE sino que afectan incluso a su definición territorial. Puesto que la CA de Cataluña incluye, según el Estatuto, las provincias de Barcelona, Gerona, Lérida y Tarragona, podría pensarse que las fronteras de la república se corresponderían con los límites de las cuatro provincias. Pues no es así. El proyecto político de ERC considera que “los ‘Països Catalans’ son una de las muchas naciones sin estado en una Europa donde las fronteras no responden a la realidad nacional que la integra.” y advierte que “la obtención de la independencia de los ‘Països Catalans’ en la Europa Unida constituye un objetivo irrenunciable.” En la cuestión territorial, Junqueras y ERC se encuentra también más cerca de la CUP que de CDC, y ambos contemplan una república que iría desde Fraga (Aragón) a Mahón (Menorca) y desde Salses (Francia) a Guardamar (Alicante), e incluiría varias provincias españolas y algunos departamentos franceses para los que ERC y la CUP “reclaman el derecho de autodeterminación”.

Diputados de la CUP rompiendo fotos del Rey en el Parlament de Cataluña.

Diputados de la CUP rompiendo fotos del Rey en el Parlament de Cataluña.

En esta coalición franquesteiniana, los desacuerdos afectan incluso al procedimiento a seguir para redactar la constitución de la república. Tras anunciar el gobierno de la Generalitat que se había alcanzado un acuerdo para redactarla, a la CUP le faltó tiempo para emitir un comunicado el 27 de enero en el que niega que “la CUP-CC haya llegado a acuerdo alguno con el gobierno para que un grupo de expertos redacte la constitución” y exige  que “se apueste por un proceso constituyente popular, en el que las directrices de la futura constitución surjan del debate y la participación de la gente.” Así que no sabemos si la constitución está ya en Palau, custodiada por el ex–juez y ex–senador Vidal, o está siendo esculpida a la luz de las antorchas en las canteras de la CUP.

cup-noche-de-las-antorchas

Aquelarre de la CUP en Barcelona el 11 de septiembre de 2016 para quemar imágeners del Rey y ejemplares de la Constitución.

 Golpe de estado

Foto de familia del 'pacto nacional por el derecho a decidir'. Enmarcado en un círculo aparece el rostro Carles Sastre, terrorista convicto que asesinó al empresario Bultó.

Foto de familia del ‘pacto nacional por el derecho a decidir’. Enmarcado en un círculo aparece el rostro Carles Sastre, terrorista convicto por el asesinato del empresario Bultó. A su lado, el ex-juez y ex-senador Vidal.

Constatada la incapacidad de los partidos secesionistas para acordar las características y las fronteras de la futura república catalana,  al gobierno catalán y a los partidos que lo apoyan sólo les une la voluntad de continuar su huida hacia delante y culminar el proceso dando un golpe de estado en los próximos meses. En cuanto se hayan tramitado en el Parlamento regional las dos leyes que regulan el funcionamiento de las agencias catalanas de hacienda y protección social, el gobierno de la Generalitat aprobará inmediatamente la ‘ley de transitoriedad jurídica’ cuyo primer artículo contendrá la declaración unilateral de independencia con que se pretende otorgar visos de legitimidad a la convocatoria del referéndum.

Pí i Sunyer, ex-vicepresidente del Tribunal Constitucional y presidente del consejo asesor nacional de transición a la independencia, al qeu se atribuye la redacción de la 'ley de transitoriedad jurídica'.

Viver Pí i Sunyer, ex-vicepresidente del Tribunal Constitucional y actual comisionado del ‘consejo asesor para la transición nacional’ al que se atribuye la redacción de la ‘ley de transitoriedad jurídica’.

Puigdemont y Gabriel celebrando alguno de sus pactos golpistas.

Puigdemont y Gabriel, dirigente de la CUP, celebrando alguno de sus pactos golpistas.

 

La estrategia de confrontación del gobierno de la Generalitat y la exigua mayoría que lo apoya en el Parlament está condenada al fracaso: la república no llegará a nacer o durará sobre el papel unas horas y pasará a la historia con más pena que gloria. No se puede constituir un estado vulnerando la Constitución que democráticamente aprobamos todos los españoles ni esperar que el golpe de estado lo respalden las instituciones europeas y la comunidad internacional. España es desde 1978 una democracia perfectamente homologada y nuestra Constitución es la mejor garantía de la libertad y la igualdad de todos los españoles, catalanes incluidos. Porque respetamos la legalidad democrática, porque amamos la libertad y la justicia, la igualdad y la pluralidad, la mayoría de los catalanes queremos seguir siendo españoles y europeos y no vamos a dejarnos engullir por la monstruosa república de Puigcupqueras.

Junqueras con Gabriel, dirigente de la CUP.

Junqueras con Gabriel, dirigente de la CUP.

puigdemont-con-gabriel-y-boya-dirigentes-de-la-cup-en-el-palau-de-la-generalitat

Puigdemont con Gabriel y Boyá, dirigentes de la CUP, en la sede del gobierno de la Generalidad.

Deja un comentario

Archivado bajo Economía, Nacionalismo, Política nacional